Oct 18, 2017 Last Updated 9:27 PM, Sep 11, 2017

Pobladores del Memorial Sandino celebran la Purísima

Trabajadores de CORNAP celebran la Purísima en el Barrio Memorial Sandino. Trabajadores de CORNAP celebran la Purísima en el Barrio Memorial Sandino.
Publicado en Gestion 2010
Visto 1103 veces
Valora este artículo
(0 votos)

Trabajadores del Gobierno Cristiano de las Corporaciones Nacionales del Sector Público (CORNAP) rezaron con fè, devoción y alegría junto a los pobladores del Barrio Memorial Sandino la novena a la Santísima Virgen María, como parte de las festividades Marianas.

En Diciembre Nicaragua entera se entrega al fervor Mariano, es el mes en que la fè religiosa se impone ante cualquier situación, porque toca los corazones del pueblo.

La compañera Carmen Reyes García, Presidenta de la CORNAP, dijo a los pobladores de los barrios cercanos que esta celebración de la gritería junto al pueblo es orientado por el Presidente Daniel Ortega, quien desea llevar alegría a las familias nicaragüenses que tiene fè en la Virgen María.

La venerada imagen fue adornada con flores de la temporada, en su honor se distribuyó a adultos baldes que contenía productos con bebidas nacionales y caramelos para los niños.

Esta tradición Surgió en la ciudad de León, en la iglesia de San Francisco a principios del siglo XVIII, y fue traída a nuestro continente por los españoles, específicamente los hermanos franciscanos.

La celebración de la Purísima en Nicaragua es la más arraigada y desbordante expresión de religiosidad popular nicaragüense.

Quién causa tanta alegría? Este (grito) es el mayor símbolo cultural y religioso, que identifica al nicaragüense niño, joven y adulto que proclaman con ánimo desde los altares a la Virgen Maria.

Los pobladores cantaron los versos de “Tu Gloria, Tu Gloria”, “Por eso el Cristianismo”, “Oh Virgen de Concepción”, “Salve Virgen Bella”, “Salve, Salve Cantando a María”, “Dulces Himnos”, y la tradicional “Toda Hermosa Eres María, con alegría pidiendo a la Virgen que el próximo año traiga bienestar.

Lo más importante de esta celebración, es no olvidar la verdadera intención de esta festividad religiosa, reflexionar en el amor al prójimo, olvidarnos del odio, el egoísmo que tanto esta contaminando al mundo, despojarnos de las ambiciones de poder y sobre todo no olvidarnos de Dios.